Menú×

Noticias

Cambios Al Sistema Binominal: De Un Modelo Nefasto, A Uno Representativo E Inclusivo

Sabado 26 de Abril de 2014 | Actualizado el 28/10/2017 a las 00:09:18
Columna de la Presidenta del Senado, Isabel Allende Bussi, apoyando el proyecto de ley de cambio del Sistema Binominal y la introducción de una cuota de género para asegurar que ningún género supere al otro en más del 60%.

Desde qué comenzó una nueva era en nuestro país, con la llegada de la Presidenta Michelle Bachelet a encabezar los destinos de los chilenos durante los próximos cuatro años, las reformas estructurales y los proyectos de ley que cambiarán verdaderamente el rostro de Chile son una constante favorable, y eso nos tiene a todas y todos muy satisfechos y esperanzados de que a partir de ahora, nuestros compatriotas comenzarán a palpar un verdadero cambio.

La semana que recién pasó fue nuevamente histórica por dos grandes acontecimientos: la aprobación en el Senado del proyecto de voto de chilenos en el exterior, y el ingreso al Congreso de un decreto que elimina el sistema binominal electoral, iniciativa que va a la médula de nuestra democracia y que sin duda entregará una verdadera representatividad en el Poder Legislativo.

Este cambio al sistema electoral es evidentemente más inclusivo y justo, y elimina el anquilosado sistema binominal, que por años ha regido en nuestro país y que a nuestro juicio es nefasto para nuestra democracia. Tal como lo dijo nuestra Presidenta al firmar el decreto: "queremos que los electores recuperen totalmente la decisión respecto de quiénes son sus parlamentarios y parlamentarias. Porque queremos que todas las formaciones políticas concursen con sus propios candidatos y las grandes competencias internas en los partidos y entre partidos se resuelvan de cara a la ciudadanía, en las mismas elecciones".

Dentro de los aspectos claves de esta iniciativa, destacan claramente dos aspectos. El primero dice relación con el número de parlamentarios que integrarían ambas cámaras, contemplando que en el Senado se elegirán 50 representantes y que cada región será una sola circunscripción. Por su parte, en la Cámara de Diputados se elegirán 35 diputados adicionales, es decir, 155 en total.

El otro gran cambio será el tema de las cuotas, que reafirma nuestro espíritu integrador con las mujeres para promover su participación política, al establecer una cuota de género, para asegurar que ningún género supere al otro en más del 60%. Ello nos permitirá que las candidaturas de mujeres sean a lo menos de un 40%.  

Esta es una gran señal para asegurar la participación de nuestro género en las elecciones parlamentarias, lo que refuerza el afán de la Presidenta Bachelet, en momentos históricos para Chile, donde por primera vez son dos mujeres las que están en los cargos más importantes del país. Así, nos pondremos a la altura de la gran mayoría de los países europeos y latinoamericanos, que han hecho un gran avance en esta materia, y que han demostrado que muchas mujeres se incorporen decididamente a influir sobre la manera como se hace la política hoy, y a compartir el poder entre ambos géneros.

Teniendo sobre la mesa lo medular de la idea, y estando de acuerdo en su detalle, es fundamental que nuestro conglomerado apoye irrestrictamente esta iniciativa, que sin duda será más representativa e inclusiva, donde las mayorías serán quienes encarnen a los chilenos en el Parlamento. 

En este sentido, el visto bueno de nuestros partidos más el respaldo de Amplitud y parte de RN, nos dan el espaldarazo necesario para sacar adelante este fundamental cambio a la hora de elegir a los integrantes en ambas cámaras, Queremos que las chilenas y los chilenos tengan realmente en sus manos la decisión respecto de quiénes son sus parlamentarias y parlamentarios, que las y los representarán por cuatro u ocho años, según corresponda.

Por lo tanto, quiero manifestar mi total apoyo al proyecto que se ingresó al Congreso, y que busca terminar con el sistema binominal, que fue impuesto en la Constitución del 80, en plena dictadura militar, y que esperamos que hoy, con la mayoría de la ciudadanía, podamos finalmente terminar con un sistema que ha sido nefasto para una efectiva representación democrática en nuestro país.
 
Creo importante destacar que la derecha, durante todos estos años, ha obstaculizado y se ha negado a abrirse a un sistema proporcional, que refleja nítidamente la voluntad popular. Espero que en esta ocasión, puedan entender que requerimos hacer estos cambios, que permitirán tener un Congreso representativo de todos los sectores políticos de Chile. Sé que hoy, una parte de la derecha está entendiendo que nuestro país no puede seguir con un sistema que solo imposibilita que las decisiones de la ciudadanía se expresen claramente en nuestro Parlamento.

Finalmente, reitero lo que ha dicho nuestra Presidenta: "el sistema binominal no sólo debe ser cambiado por la herida que representa su origen, porque distorsiona y subrepresenta a las mayorías, porque condena a una nación al empate permanente, debe ser cambiado porque niega un principio básico de la democracia, que es que la mayoría mande”. Comparto plenamente sus palabras al decir que “el sistema binominal debe terminar, porque es hoy un obstáculo para la integración, el pluralismo y la representatividad plena de nuestra Patria”.

ISABEL ALLENDE BUSSI
PRESIDENTA DEL SENADO