Menú×

Noticias

Necesitamos Una Política De Estado Para La Minería Del Siglo Xxi

Lunes 11 de Julio de 2011 | Actualizado el 28/10/2017 a las 19:17:39
En el “Día de la Dignidad Nacional”, como lo llamara el Presidente Allende, la Senadora Isabel Allende participó del Seminario organizado por el Senado, la Federación de Trabajadores del Cobre y la Fundación Salvador Allende, con motivo de los 40 años de la nacionalización del cobre.

“En un día como hoy, hace 40 años, el 11 de julio de 1971, por unanimidad de todas las fuerzas políticas reunidas en el Congreso Nacional, el Presidente Salvador Allende promulgó la nacionalización del cobre, la primera ley que él había presentado al Parlamento, y denominó este día como el Día de la Dignidad Nacional”, fueron las palabras que dieron inicio a la intervención de la Senadora de Atacama, Isabel Allende.

En el día de la nacionalización del cobre, la Senadora Allende participó como expositora en el Seminario “A 40 años de la Nacionalización: Significado y Vigencia del Cobre para Chile”, invitada por la Federación de Trabajadores del Cobre (FTC), destacando las palabras que el 11 de julio de 1971, el Presidente Allende planteara que “Chile va a nacionalizar el cobre en virtud de un acto soberano, que inclusive está consagrado en la Declaración de Naciones Unidas, que establece que los países tienen derecho a nacionalizar sus riquezas esenciales”.

La Senadora de Atacama recordó que esta iniciativa tuvo un largo recorrido en Chile y que su desarrollo ha sido parte de la historia de nuestro país: “Hoy nadie podría discutir que la cuprífera estatal ha significado para el desarrollo de Chile, que durante 40 años ha entregado más de US$ 83.000 millones".

La Senadora de Atacama lamentó el quiebre entre los trabajadores y la nueva administración de Codelco y declaró que “se está incumpliendo los acuerdos establecidos en los contratos colectivos y se puso fin a la alianza estratégica implementada durante la Concertación, factor determinante en el éxito de la empresa en los últimos años y modelo reconocido internacionalmente. A cambio de ello se propuso un comité que hoy, aún no existe”.

La parlamentaria solidarizó con el movimiento sindical de Codelco e hizo un llamado a las autoridades de la empresa, para retomar el diálogo y genera un nuevo clima de colaboración con los trabajadores: “el rol que debe jugar Codelco en una estrategia de desarrollo sustentable es crucial, considerando su carácter, al ser la empresa más grande del Estado y la más importante productora de cobre en el mundo”.

Respecto a qué política de futuro se debe implementar para la minería, la Senadora de Atacama declaró que “Chile no debe continuar con las concesiones mineras en los términos que se han hecho hasta hoy, porque pierde considerables recursos que pueden estar orientados al desarrollo sustentable y equitativo, resolviendo por esta vía las enormes desigualdades sociales existentes”.

Isabel Allende planteó que “es hora que trabajemos por un gran acuerdo país, con una amplia discusión, incorporando a todos los actores en torno a la participación activa del Estado en la explotación de nuestros recursos mineros y recuperar para Chile lo que el cobre entrega. Este acuerdo debe estar basado en la incorporación del Estado en todas las nuevas actividades extractivas mineras, incorporando todas las perspectivas en el debate, desde la re-nacionalización hasta los joints ventures.”

Asimismo, la parlamentaria destacó que las empresas mineras no pueden sólo dejar pasivos ambientales en las regiones como es el caso de la Región de Atacama: “las mineras pocas veces consideran el desarrollo regional como algo prioritario para sus propios planes de explotación y manejo, y ya son históricos los problemas de salud y ambientales que afectan distintas zonas de nuestra región. Es por ello que reitero que requerimos un Royalty de 10%, donde el 2% vaya a las regiones mineras”.

La Senadora de Atacama dijo que “es de toda justicia que usemos el cobre para mejorar la calidad de vida de todos. El cobre es un recurso estratégico para transformar el Capital Minero en Capital Social”.

Finalmente la Senadora de Atacama, concluyó su intervención recordando y haciéndose cargo de las palabras de su padre, el Presidente Salvador Allende al declarar que “Lo que se haga en el cobre dependerá de nosotros, de nuestra capacidad, de nuestro esfuerzo, de nuestra entrega sacrificada a hacer que el cobre se siembre en Chile para el progreso de la patria”.