Menú×

Noticias

No Se Puede Comparar La Violación De Ddhh Con Garantizar Los Derechos De Las Mujeres

Sabado 03 de Octubre de 2015 | Actualizado el 25/10/2017 a las 23:33:04
La Presidenta del Partido Socialista y Senadora de la Región de Atacama, Isabel Allende Bussi, lamentó la campaña de carteles en la Ruta 68 que utiliza una foto de las víctimas de la dictadura militar y vincular al proyecto de ley del aborto terapeútico por tres causales.

COPIAPÓ.- La Presidenta del Partido Socialista de Chile, Senadora Isabel Allende Bussi, lamentó los carteles camineros instalados en la Ruta 68, donde se ofende a las víctimas de la dictadura militar, a sus familiares y a todos quienes fueron contrarios a Pinochet, a partir de una fotografía de detenidos en el Estadio Nacional, días después del golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973, y sobre la cual se pone un mensaje relativo al debate del proyecto de ley del aborto por tres causales.

La Senadora Allende declaró que: “Nos resulta muy doloroso que se ofenda de esta manera a las víctimas de la dictadura militar, intentando hacer una comparación completamente reprochable. La sola asociación con quienes asesinaron a nuestros compatriotas con la despenalización del  aborto por tres causales es impresentable. Esta es una campaña que solo busca sembrar odiosidad, y va en contra de los derechos de las mujeres”.

“Es importante subrayar que en ningún país donde el aborto ha estado penalizado, se le ha considerado un asesinato. Por tanto, reitero que intentar asimilar nuestra memoria y dolor, con un aborto por alguna de las causales que hoy se debaten democráticamente en el Parlamento y donde todos los actores han tenido la posibilidad de ser escuchados, es muy hiriente e irrespetuoso con nuestro país” destacó la parlamentaria de Atacama.

Finalmente, la líder socialista declaró que “siempre hemos promovido la libertad de expresión, pero el uso indebido de las víctimas para una campaña comunicacional de esta naturaleza, y la falta de respeto por aquellas mujeres que tomen la decisión de hacerse un aborto por riesgo de su propia vida, por inviabilidad del feto y por violación, atenta contra los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres”.