Menú×

Noticias

Éticamente A Ningún Socialista Le Puede Parecer Bien. Todos Condenamos El Hecho

Domingo 06 de Septiembre de 2015 | Actualizado el 25/10/2017 a las 23:46:06
La Presidenta del Partido Socialista de Chile y Senadora, Isabel Allende Bussi, condenó éticamente los nuevos correos del Senador Rossi con la empresa SOQIMICH, reiterando que es una conducta individual, pero no del PS.

Junto con condenar y realizar un reproche ético a los nuevos correos del Senador Fulvio Rossi con la empresa SOQUIMICH, dados a conocer esta mañana por la prensa escrita, la Presidenta del Partido Socialista de Chile, Senadora Isabel Allende Bussi, reiteró que se trataba de una conducta individual y no del PS que tendrá que aclarar el parlamentario.

"Para el Partido Socialista es extremadamente doloroso, este es el único caso en que se ha involucrado a un parlamentario del PS, hemos dicho con toda claridad que se trata de una conducta individual, que no corresponde en absoluto a una política y mucho menos a una dirección del partido, ni una responsabilidad que tenga el partido como tal", dijo.

Según la líder PS, el senador Fulvio Rossi debe aclarar su situación "cuando sea invitado como ha sido hasta ahora a aclarar todo aquello que corresponda, pero nos duele, éticamente lo condenamos, serán los fiscales lo que evidentemente tendrán la última palabra".

Para Isabel Allende, desgraciadamente, aquí se ha visto "correspondencia con uno de los gerentes de Soquimich y eso simboliza al yerno de Pinochet, que en su condición usufructuó de los privilegios de las oscuras privatizaciones que se dieron durante la dictadura de las cuales emergieron muchas fortunas entre ellas la de Ponce Lerou, por supuesto a ningún socialista nos puede parecer bien. Quiero reiterar que es una conducta individual de la cual le corresponde al Senador Rossi responder".

Consultada sobre el comportamiento del Tribunal Supremo del PS, la Presidenta de la tienda señaló que "en un Estado democrático y en un partido democrático deben respetarse los derechos, incluido un parlamentario, que él mismo suspendió su militancia, lo que nos pareció bien".

Asimismo, la Senadora por Atacama recordó que la práctica del PS en este tipo de casos "es que cualquier persona que sea formalizada se le suspende su militancia hasta que los Tribunales de justicia se pronuncien, no nos corresponde a nosotros adelantar juicios".

"Otra cosa es que el Tribunal Supremo se pronuncie si hay militantes que dicen que no fueron consultados en esta solicitudes de ayuda -que es lo que  están pidiendo en Arica- y si es así, el TS tendrá que verificar si efectivamente es tal", subrayó.

La Presidenta del PS reiteró que: "Éticamente a ningún socialista le puede parecer bien y en ese sentido todos condenamos el hecho que lamentablemente se haya recurrido al ícono de lo que simbolizó los privilegios durante la dictadura".

"Los socialistas tuvimos que aceptar con mucho dolor -en esta transición democrática- no poder investigar de los '90 hacia atrás. Tenemos plena conciencia que el país perdió enormes sumas de dinero, que hubo privatizaciones que se hicieron entre gallos y medianoche, que emergieron fortunas que hasta el día de hoy acompañan a algunos connotados empresarios", sostuvo la parlamentaria socialista.

La timonel del PS afirmó, además, que se hará todo lo que sea necesario para legislar "estos seis proyectos que vienen este año y los seis siguientes que vienen el 2017, en lo que se refiere a probidad y transparencia para así terminar con esta relación espuria entre dinero y política. Así, poder darle garantía a la ciudadanía que de verdad tenemos que separar estos mundos, y para hacerlo sólo hay un camino posible: aquí tiene que haber financiamiento público en las campañas".

Finalmente, la Presidenta del PS recordó que ya en el año 2003 los socialistas se opusieron al financiamiento privado de la política. "Somos férreos partidarios de terminar con el aporte privado, queremos que solamente haya aporte público, es la única manera de que la ciudadanía tenga la certeza que se acabará esta influencia indebida entre dinero y política", concluyó.