Menú×

Noticias

Celebro Decisión De Evaluar Urgencia A Proyecto Que Degrada A Militares Por Violaciones Dd.hh.

Miercoles 29 de Julio de 2015 | Actualizado el 26/10/2017 a las 00:08:47
La Presidenta del Partido Socialista de Chile y Senadora de la Región de Atacama, Isabel Allende Bussi, destacó la declaración del Ministro Secretario General de Gobierno, Marcelo Díaz, en orden a evaluar la urgencia del proyecto de su autoría, para degradar a militares condenados por crímenes de DDHH.

Satisfecha se manifestó esta mañana la Presidenta del Partido Socialista de Chile y Senadora de la Región de Atacama, Isabel Allende Bussi, ante el anuncio del Ministro Secretario General de Gobierno, Marcelo Díaz, de que el Ejecutivo está evaluando poner la Urgencia al Proyecto de Ley que degrada a militares involucrados en violaciones a los derechos humanos, tras petición suya en el Comité Político del lunes recién pasado.

“Para nosotros es un imperativo ético sancionar con la degradación militar en caso  de violaciones a derechos humanos. No parece razonable que mantengan un rango con sentido de honor y de servicio a la patria, si han atentado alevosamente contra la vida de chilenos y chilenas”, sostuvo Isabel Allende.

Cabe recordar que la líder socialista junto al Presidente del Senado, Patricio Walker, solicitaron este lunes al Comité Político de La Moneda poner Urgencia al proyecto de su autoría ingresado en Mayo de 2014, que propone la degradación militar en caso de traición a la patria, y en los casos de violaciones a derechos humanos, genocidio o crímenes de lesa humanidad, en el Código de Justicia Militar” (Boletín 9351-02).

“Celebro que el Gobierno contribuya activamente en la reparación moral de miles de víctimas a través de poner Urgencia a un proyecto de ley que sólo apunta a un sentido común: la degradación militar para violadores de derechos humanos”, afirmó la Senadora Isabel Allende.

Se trata de la segunda moción de esta índole que presenta la Senadora en su ejercicio parlamentario y consiste, fundamentalmente, en una pena accesoria de degradación donde un militar en servicio activo o en retiro “pierde todo privilegio o derecho a cualquier honor, beneficio y distinción a que hubiese tenido acceso antes de ser degradado”, según consta el texto.

Finalmente, la Presidenta del PS reiteró que “un militar que ha atentado contra los derechos humanos de una persona solo por pensar distinto, debe quedar impedido de utilizar el grado, uniforme o medallas”.