Menú×

Noticias

Presupuesto 2015, Haciendo Las Cosas Bien

Domingo 05 de Octubre de 2014 | Actualizado el 26/10/2017 a las 23:29:14
Columna de la Presidenta del Senado, Isabel Allende Bussi, publicada en la página web del Senado, a raíz de la presentación realizada por la Presidenta Michelle Bachelet, del Presupuesto 2015.

Esta semana la Presidenta de la República, en coherencia con el programa de gobierno y con la realidad económica del país, ha presentado al Parlamento para su discusión el presupuesto de la nación para el periodo 2015.

Este presupuesto recoge las prioridades del Ejecutivo, a las cuales adhiere toda la Nueva Mayoría, existiendo pleno consenso entre los partidos de gobierno respecto a los macro objetivos del proyecto. Ahora corresponde la sana y republicana discusión entre los parlamentarios para ajustar los aspectos micro, que siendo muy relevantes no cambian el sentido final, que no es otro que fortalecer la educación, la salud, la protección social, la vivienda digna, la cultura y el desarrollo de los pueblo originarios.

A su vez, y reconociendo el menor crecimiento de la economía en los últimos doce meses, este presupuesto tiene como segundo objetivo dinamizar la economía. Para ello se ha propuesto un incremento del 9,8% del gasto fiscal, muy superior al 3,6% que proyecta para el crecimiento de la economía el próximo año. Esta propuesta permitirá impulsar la economía y proveer al sector privado de un impulso para sus inversiones, y con ello incrementar el empleo.

Lo anterior es relevante, toda vez que consolida las políticas públicas contra cíclicas -en nuestro país- como mecanismo efectivo desde el Estado para incidir favorablemente en el accionar del mercado. Es decir, se reafirma que el mercado por sí solo no puede hacerse cargo de las prioridades de nuestro país, sino por el contrario que necesita del Estado.

Para este impulso reactivador, el Estado invertirá durante el 2015 7 mil millones de pesos, aproximadamente, que equivale a un aumento real del 27,5% en la inversión pública, generando más de 130 mil empleos. Esta inversión permitirá materializar obras públicas en materia de infraestructura vial, agua potable rural, programas de mejoramiento urbano y de mejoramiento de barrios, construcción de hospitales y salas cunas.

Como representante de la Región de Atacama, estimo que el presupuesto ha equilibrado en forma adecuada las necesidades nacionales con el desarrollo regional. Se ha aumentando en un 16% el presupuesto para los gobiernos regionales; en más de un 15% el Fondo Nacional Desarrollo Regional FNDR; y en un 17,6% el Fondo de Apoyo Regional o Fondo Espejo. A su vez, nuestros pescadores artesanales también podrán disponer de recursos para fortalecer el sector, dado que el Fondo de Fomento de la Pesca Artesanal aumentará en 25,1%, mientras que el Fondo de Administración Pesquero lo hará en un 58,1%, con los evidentes beneficios que esto conlleva para el sector.

La Agenda de Productividad, Innovación y Crecimiento permitirá a empresas y emprendedores contar con los recursos necesarios para aportar al crecimiento y a la generación de empleo, con una marcada intensión de fomento inclusivo. Así, serán más de 14 mil los emprendedores que podrán acceder al financiamiento de sus iniciativas y más de 20 mil, los beneficiarios de fondos y asistencia técnica de SERCOTEC. Es una buena noticia para todas y todos quienes deseen emprender un negocio en forma autónoma.

La Agenda Energética también está presente, promoviendo un desarrollo energético seguro, eficiente, competitivo y sustentable. Para ello se licitarán más de 470 terrenos para la generación de energías renovables no convencionales (ERNC). Estas medidas concretas son las que el sector necesita, para que de una vez resolvamos parte importante de las complejidades que enfrenta el sector.

Este presupuesto también aborda todos los sectores relevantes para nuestro desarrollo como son la minería, el turismo, la agricultura y el transporte.

Por último, me parece de toda justicia destacar el incremento en un 10% para Educación. Ello significa un total de más de $ 7.600 millones, lo que permitirá llevar adelante el fortalecimiento y las transformaciones necesarias propuestas en el programa de gobierno. También subrayo el importante plan de inversiones en Salud, de más de $ 4 mil millones entre el 2014 y el 2018. Sin duda, estas inversiones nos permitirán avanzar en ámbitos pendientes de nuestro camino al desarrollo.

Es importante resaltar que la responsabilidad fiscal con la que se ha trabajado por años en nuestro país, nos permite enfrentar sin riesgo el déficit estructural del 1,1% del PIB, que se generará en favor de atender las necesidades urgentes de las personas y, aumentar también los beneficios a los sectores medios.

A esta altura, resulta evidente que la reforma tributaria era necesaria para responder no solo a la reactivación económica, sino que fundamentalmente para el financiamiento de las reformas estructurales que estamos llevando a cabo en conjunto como país y que estoy segura transformará y dignificará la vida de millones de compatriotas.