Menú×

Noticias

Es Posible Una Energia Distinta Para El Chile Del Siglo Xxi

Jueves 05 de Junio de 2014 | Actualizado el 27/10/2017 a las 23:54:20
La Presidenta del Senado, Isabel Allende Bussi, participó en la inauguración de Amanecer Solar, la planta más grande de América Latina, emplazada en la zona de Copiapó, junto a la Presidenta Michelle Bachelet y el Intendente Miguel Vargas.

“Amanecer Solar Cap es un real aporte a la sustentabilidad y al desarrollo de Energías Renovables No Convencionales (ERNC) para el país y la Región de Atacama”, calificó la Presidenta del Senado, Isabel Allende Bussi.

La Senadora de Atacama, junto a la Presidenta de la República, Michelle Bachelet, inauguraron la planta “Amanecer Solar CAP”, el parque solar fotovoltaico más grande de Latinoamérica y uno de las más importantes del mundo. Asimismo, estuvieron presentes en la actividad, el Intendente Miguel Vargas, la Diputada Daniella Cicardini, las principales autoridades regionales y locales.

El proyecto fue desarrollado por la empresa SunEdison, líder a nivel mundial en el sector de la energía solar fotovoltaica, bajo un acuerdo de compra de energía con Grupo CAP, productor de minerales de hierro y pellets en la costa americana del Pacífico, el mayor productor siderúrgico en Chile y el más importante procesador de acero del Cono Sur, que estuvieron representados por sus máximos ejecutivos.

En este sentido, la Senadora Allende manifestó que este tipo de proyectos demuestra que “es posible pensar en una energía distinta para el Chile del Siglo XXI, una energía que es amigable con el medio ambiente, y además esta es la planta más grande de América Latina, situación que nos sitúa como una de las regiones pioneras en este tipo de tecnologías”, expresó la segunda autoridad del país.

La planta “Amanecer Solar CAP” tiene una capacidad total instalada de 100MW, energía que corresponde al consumo anual de 125 mil  hogares y equivalente al 10% de la meta de capacidad instalada de generación ERNC fijada por el Gobierno de la Presidenta Bachelet para este año. El proyecto demandó una inversión de más de 250 millones de dólares y constituye un hito para el desarrollo futuro de las energías renovables en Chile y Latinoamérica.

La parlamentaria agregó que “con esta planta y dada su gran capacidad energética, permitirá emanar 135 mil toneladas menos de C02 y la cantidad de contaminantes equivalentes a 30 mil automóviles, situación que grafica el gran aporte que esta planta entregará a la industria energética chilena y de Latinoamérica”, sentenció la Senadora Allende.

Ubicada a 37 kilómetros de Copiapó, en pleno Desierto de Atacama, la planta cuenta con más de 310 mil módulos fotovoltaicos distribuidos sobre una superficie de 280 hectáreas. Fue construida en seis meses e inyecta toda su energía en el Sistema Interconectado Central (SIC), contribuyendo de esta manera a rebajar los costos energéticos del sistema.

“Valoro mucho la unión de estas dos grandes compañías para concretar este ambicioso proyecto, el que sin duda abre las puertas del futuro energético del país. Estoy segura que este ejemplo lo seguirán otras empresas -que de la mano del Gobierno y su Agenda de Energía- aportarán sustancialmente en este tema, que es fundamental para avanzar hacia el desarrollo sustentable”, puntualizó la Presidenta del Senado.

En su primer año de funcionamiento, la planta será capaz de inyectar 270 GW/h de energía limpia al sistema. Para generar esa misma cantidad de energía en una central de generación diésel se necesitarían más de 71 millones de litros de combustible.