Menú×

Noticias

Sentido De Unidad Nacional Para Terminar Con La Desigualdad

Viernes 18 de Julio de 2014 | Actualizado el 27/10/2017 a las 23:36:24
Columna de la Presidenta del Senado, Isabel Allende BussNo valorando el acuerdo alcanzado en la Reforma Tributaria, cumpliendo una de las principales promesas de la campaña presidencial de la Presidenta Michelle Bachelet.

Durante la semana pasada, hubo un protocolo de acuerdo transversal en la Comisión de Hacienda del Senado, que demuestra la sintonía en todas las coaliciones políticas respecto a la necesidad de la Reforma Tributaria para nuestro país, permitiendo recaudar fondos para gastos permanentes y relevantes, como lo es la educación, pilar fundamental para terminar con la desigualdad, que hoy en día prima en Chile y afecta la cohesión e inclusión social.

No dudé en manifestar mi satisfacción por el pacto adoptado, dado que en esencia la Reforma Tributaria está cumpliendo una de las principales promesas de la campaña presidencial. Con esta iniciativa estructural las empresas pagarán más impuestos, haciendo una mayor contribución al esfuerzo nacional por lograr niveles de desarrollo que alcancen a todos y todas. 

Con este paso, hemos avanzado para lograr un acuerdo nacional en este tema que es tan sensible para el país.

La firma de ello reconoce la importancia de alcanzar los objetivos propuestos por la Presidenta Bachelet, que son financiar la Reforma de la Educación, mejorar la distribución del ingreso y disminuir la evasión y la elusión. Las empresas hoy pagan 20% de impuesto y con la reforma pagarán entre 25% y 27%, eso es un hecho que indudablemente contribuye a la equidad.

Otro antecedente fundamental es que se eliminó el Fondo de Utilidades Tributarias (FUT), una  fuente de elusiones que permitía profundizar las desigualdades de nuestra sociedad. Hoy hemos cerrado esa puerta.

Además con los mecanismos de incentivo al ahorro, esta Reforma no afecta a las pequeñas y medianas empresas, que son mayoritarias y que aportan con el 80% de los puestos de trabajo en todo el país.

Respecto a la “Elusión/Simulación”, con este proyecto se mantiene el espíritu e instrumentos para evitarlas, por lo tanto este es un objetivo central de la Reforma Tributaria, ya que no sólo permitirá recaudar más impuestos, sino que se aplica el principio de justicia social y tributaria, es decir el que más tiene, más paga.

También debemos destacar el rol que cumplirá el Servicio de Impuestos Internos (SII), que brindará asistencia y educación tributaria a las micro y pequeñas empresas, porque esta reforma no sólo contribuye a alcanzar una mayor equidad, sino que también busca fortalecer el trabajo de miles de pequeños y medianos empresarios por medio de capacitación sobre el sistema y cómo les afecta a ellos como contribuyentes.

Hemos también ajustado los instrumentos del sistema tributario, que simplifican el cumplimiento de las obligaciones para los micro y pequeños empresarios, para que sean ellos los beneficiarios y no haya distorsiones. Los pequeños emprendedores de la minería, del transporte y de la agricultura, pueden estar tranquilos, porque hemos resguardado con criterio las reglamentaciones para que no sean afectados de manera injusta.

Finalmente, debo recalcar el sentido de unidad nacional que se demostró con este protocolo firmado, que tiene como único objetivo recaudar el 3% del Producto Interno Bruto (PIB) para financiar gastos permanentes para el Estado, sobre todo la educación, que es la llave para saltar al desarrollo, con una sociedad más inclusiva, solidaria y capaz de enfrentar los desafíos del futuro.